Son tratamientos de dietas específicas para cada persona, teniendo en cuenta varios factores:

Sexo: el “hombre” y “la mujer”, debido a su naturaleza y genética requieren tratamientos específicos y diferenciados.

Edad: Las necesidades son diferentes según la edad de cada persona.

Actividad física: La actividad física es diferente en cada individuo o persona, hay quién está activo en todo momento y hay personas que son sedentarias (no se mueven) por naturaleza. Hay que buscar un equilibrio y corregir las malas conductas en la actividad física.

Patologías: es muy importante el conocimiento de las patologías o enfermedades de una persona a la hora de realizar cualquier tipo de dieta. La dieta debe adecuarse a la patología que afecta  a esa persona.

Es en base al estudio de estos factores como realizamos una dieta personalizada para un anciano, niño, adolescente, hombre, mujer………